Responsive Ad Area
Portada » Noticias » VOCES CIUDADANAS: Proceso constituyente en Los Ríos: Inicios, avances y pendientes

Share This Post

VOCES CIUDADANAS: Proceso constituyente en Los Ríos: Inicios, avances y pendientes

Milena Barría Valenzuela

Presidenta Consejo Vecinal de Desarrollo Collico

Precedido por la conformación de Unidad Social y la Cumbre de Los Pueblos en varias regiones del país y por las manifestaciones en la Región Metropolitana de estudiantes secundarios, bajo la consigna “No son 30 pesos son 30 años” es que el 19 de octubre en Los Ríos se expresa el estallido social que un día antes había partido en Santiago.  Muchas y muchos se sintieron convocados a salir a las calles a marchar, a reunirse en cabildos y asambleas en la búsqueda de justicia social, de derechos fundamentales que por años nos ha negado el sistema neoliberal. Ya no éramos los mismos que marchábamos por las calles de Valdivia, se sumaron miles y de esos miles no todos eran parte de organizaciones sociales, si no que eran personas que espontáneamente salían a manifestarse para acabar con tanta injusticia y que entendían como el sistema les afectaba en su diario vivir.

Los dirigentes sociales territoriales, sean de Juntas de Vecinos y organizaciones funcionales se mantuvieron al margen de la convulsión expresada en las calles, ello como expresión, a mi juicio, de la aprendida relación clientelar con los servicios públicos, sea para ayudas sociales, postulaciones a proyectos y diversas formas de financiamiento para sus organizaciones. Felizmente nuestra organización se ha hecho parte como la única organización territorial funcional participante. 

En el centro y en diversas poblaciones se expresó el descontento y ya no era sólo contra el sistema como abstracto, si no que se expresaba en la crítica a los partidos políticos, el sistema judicial y por sobre todo por las fuerzas de orden y seguridad que actuaban sin control y con la venia del ministro del interior de turno y obviamente por el presidente de la república. Las manifestaciones ocurrían en un cada vez más riesgoso escenario, con la represión que estaba costando vidas, mutilaciones y las más variadas expresiones de abuso policial a nivel nacional. 

En Valdivia, Unidad Social se constituía en la plataforma que reunía a una gran cantidad de organizaciones sociales y gremiales y es al alero de ésta que se conforman los primeros cabildos auto convocados de distinta índole, que luego tuvieron expresión espontánea en distintos espacios y de diversas temáticas. Entre las principales demandas que tenían su correlato en las calles y poblaciones  estaban pensiones, salud, educación, empleo, medio ambiente y recursos naturales, mayor autonomía al poder local y más participación ciudadana, todo ello concluía en la urgente necesidad de cambiar el modelo y con ello la Constitución heredada de la dictadura.

Se comienza a hablar de política en los paraderos, en las plazas, en los consultorios, los trabajos dando cuenta de un ambiente político que hasta la fecha estaba reprimido, invisibilizado, cubierto por las tarjetas de crédito que reemplaza por endeudamiento los derechos básicos. “No era depresión era capitalismo” “Hasta que la dignidad se haga costumbre” son las expresiones más usadas y que daban cuenta de la efervescencia social sin precedentes en nuestra historia reciente.  

Se conforma la Asamblea Popular Constituyente, que reúne a las organizaciones y gremios anti neolibrales que tiene como fin acompañar y dotar de contenido el proceso constituyente, con expresión regional. 

El 25 de octubre vuelve a convocar a miles a un ejercicio democrático en el que se decidió se redacte una nueva constitución y que el órgano llamado a realizarlo sea la Convención Constitucional con representación de escaños reservados y paritaria, en este contexto, la APC resuelve levantar candidatos y candidatas basados en experiencia en organizaciones sociales de sus participantes. Dicho proceso de elección de candidatos se realiza a través de un proceso democrático y se refuerza en alianza política y social con el pacto Apruebo Dignidad y que en las elecciones del 15 y 16 mayo determina sea Aurora Delgado electa para representarnos en la convención.  

En la descripción de lo que ha sido hasta hora el proceso, ahora cuando la convención se encuentra  ya sesionando y ha establecido las primeras normas internas transitorias de funcionamiento como son las vicepresidencias y comisiones, es innegable que los esfuerzos por acercar el proceso a las poblaciones es insuficiente, todavía hay vecinos y vecinas que no entienden lo que está pasando en la convención, que se refuerza por la mal intencionada estrategia por boicotear el proceso,  no sólo por parte de la derecha, sino que también por sectores de izquierda que tensionan el proceso. 

Recordemos la Convención contempla un plebiscito de salida y es por ello que hay que trasladar la convención  a los territorios, a los sindicatos, a los gremios a reunirnos en asambleas abiertas, a informar mediante diversas plataformas lo que está ocurriendo en la convención, los avances, lo temas que se están discutiendo en un lenguaje claro, sin tecnicismos en diversos sectores de la región que tenga como objetivo que la población se informe y participe activamente,   que se apropie del proceso para defenderlo  como la expresión democrática de los sentires y anhelos del 80% de chilenos y chilenas por la construcción de un nuevo Chile. 

Share This Post

Deja un Comentario

Tu email no será publicado.

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>