Responsive Ad Area
Portada » Noticias » SÉPTIMA EDITORIAL: EL ENTUSIASMO

Share This Post

SÉPTIMA EDITORIAL: EL ENTUSIASMO

Por Jorge Ríos del Río
Coordinador General.

Ad portas de los dos meses y más allá de lo objetivamente admirable logrado con el texto de reglamento que se propondrá el 10 de septiembre, labor que resulta inaudita si consideramos ejemplos comparados como Bolivia que en esta tarea tardaron siete meses, debemos analizar la información respecto al exterior de la Convención pues circulan muchos conceptos que a medida que se acumula el tiempo van transformándose en tendencias sostenibles.

De acuerdo a la encuesta Plaza Pública CADEM, la Convención sube la desconfianza que genera su labor del 48% al 50%, por otra parte la encuesta Criteria del periodo julio-agosto, el 44% de participantes siente desconfianza en la labor de la Convención. En nuestra región y de acuerdo al sondeo de opinión que realizamos desde el Observatorio, un 42.3 % siente poca confianza y nada de confianza (19.5% y 22.8%) lo cual nos muestra que existe cierta correlación “climática” o de “temperatura” entre los sondeos que se realizan a lo largo de Chile y que a diferencia de lo que opinó la presidenta Loncón, quien señaló que “se inventan realidades inexistentes” y “lamentablemente hay gente que se queda con esa información”, agregando que “Mucha de esa aprobación o reprobación también ha sido fomentada por sectores que no están de alguna manera validando el trabajo de la Convención y ustedes lo saben“, podemos estar ante una tendencia que advierte que las personas están perdiendo el nivel inicial de interés o de entusiasmo con la Convención.

Y lo anterior puede deberse a muchas causas: la estructura basal que generó este modelo binario entre Apruebo y Rechazo, que ya parte con personas que definitivamente no quieren este proceso, o la labor que hemos podido apreciar de desprestigiar la labor de los convencionales de algunos sectores conservadores, las fakenews, los constantes enfrentamientos entre convencionales que atrincheran la opinión pública en trending topics o likes, la radicalidad de algunas posturas o incluso una mala cuña de algún convencional, pero a mi juicio, lo más importante y lo que quiero hacer notar esta vez, es que estamos ante un fenómeno de desinformación masiva.

El viernes pasado entrevistamos en observalaconstituyente.cl a don Juan Rocha y a Danae Mlynarz. El primero es Alcalde de la comuna de Lanco y la segunda, directora de una importante ONG capitalina involucrada en iniciativas ciudadanas vinculadas al proceso constituyente; y me llamó la atención el llamado vehemente que hacía el Alcalde para articularse con la Convención, desnudando a un sistema que todavía no cuaja en lo territorial pues se encuentra todavía en una fase reglamentaria. Este matiz que hago, no lo realizó la autoridad comunal pero la Sra. Mlynarz lo manejaba perfectamente, lo cual nos sirve para ilustrar la dinámica de como en cierto sentido se ha llevado el proceso durante estos dos meses, con una orgánica en franca construcción, que informa de manera parcializada prácticamente a un target de convencidos, mediante medios de prensa de Santiago que ponen los énfasis que estimen convenientes, esperando generar ecos lejanos en regiones como la nuestra, con comunas como Lanco precisamente, donde la ruralidad por ejemplo es una constante importante en sus características y relaciones sociales propias.

Entonces, más que salir a aportillar instrumentos de medición de tendencias sociales como lo hizo la presidenta Loncón, que punto aparte, presentan similitudes a lo largo de todo Chile, el enfoque que debemos adoptar es de involucrar a los no convencidos y para ello es necesario mejorar los procesos comunicacionales y de involucramiento colectivo.

El Gobierno y pese a toda su evidente desidia respecto a apoyar el proceso constituyente, lo cual hace de este llamado una especie de plegaria inútil, debería invertir en mejorar y masificar la comunicación de la Convención intentando abarcar canales de señal abierta, radios y medios de prensa escrita para que tengamos mayor información e involucramiento en el proceso, inversión que estimo a la larga implica ayudar a superar las reminiscencias beligerantes de algunos sectores que se deben aplacar en el debate democrático que genera un espacio como la Convención Constitucional. Y por otro lado, resulta fundamental el rol y la red de participación ciudadana que generará esta nueva fase de discusión de fondo en la Convención, la meta debe ser lograr que toda persona que habite en Chile pueda tener la posibilidad real y cierta de acceder a algún mecanismo de involucramiento con el proceso constituyente previo al plebiscito de salida, para así libremente decidir si participar o no, decisión que se torna importante porque esta vez y a diferencia del proceso que lideró la presidenta Bachelet, todo lo que emane de la participación ciudadana no quedará apolillándose en algún closet de la capital y si podrá nacer en la nueva norma constitucional.

Dotar de enfoques prácticos ante las problemáticas que se presenten en el funcionamiento de la Convención, rescatar el trabajo silencioso, e ir más allá de las trincheras políticas clásicas, permitirá legitimar un proceso que como toda labor evidencia picos de entusiasmo e interés y bajas del mismo, sentimientos muy humanos por lo demás, pero que debemos superar desde la invitación constante al involucramiento activo de las personas que habitan nuestro país, generando así más y más convencidos.

¡Buena semana y nos leemos pronto!

Share This Post

Deja un Comentario

Tu email no será publicado.

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>